Cómo desarrollar la inteligencia viso espacial en tus alumnos

La inteligencia visoespacial permite a los humanos percibir y reflejar el mundo que les rodea en su totalidad. Pero se presta inmerecidamente poca atención a su desarrollo. ¿Qué es la inteligencia visoespacial? El psicólogo estadounidense, autor de la teoría de las inteligencias múltiples, Howard Gardner, define la inteligencia visoespacial (VSI) como la capacidad de percibir con precisión el mundo visible y recrear aspectos de la experiencia visual. 

En otras palabras, ver y recordar, crear, fantasear. La inteligencia visoespacial hace que el mundo sea voluminoso y completo, ayuda a trabajar con objetos visuales, imágenes bidimensionales o tridimensionales, tarjetas, diagramas y formas geométricas. 

Las habilidades espaciales serán útiles en una variedad de áreas: desde la orientación del terreno hasta la creatividad artística. Su formación mejora la asimilación de las disciplinas de las ciencias naturales. Por lo tanto, por ejemplo, los cursos sobre inteligencia espacial se han incluido en los estándares para enseñar gráficos de ingeniería a estudiantes de primer año en la Universidad Tecnológica de Michigan durante los últimos seis años. 

Profesores universitarios dan testimonio de la eficacia de estos cursos. Después de todo, la inteligencia visual-espacial desarrollada le permite: copiar figuras y objetos del mundo de memoria; pensar en sentido figurado y crear una imagen a partir de una descripción verbal, manipular objetos del mundo real y cambiarlos en tu imaginación. 

Con base en este y otros casos, los científicos concluyen que invertir en este tipo de inteligencia traerá buenos resultados para universidades y escuelas a un costo mínimo. Después de todo, el progreso en las ciencias naturales está estrechamente relacionado con la capacidad de las personas para rotar objetos mentalmente y determinar sus propiedades.

El principal problema del desarrollo de VPI según Gardner

Uno de los principales problemas de la educación moderna es el dominio de los intelectos lógico-matemático y verbal. Las instituciones educativas otorgan demasiada importancia a las habilidades lógico-verbales de los estudiantes: la capacidad de sacar conclusiones y expresarlas, razonar y comunicarse. 

Al mismo tiempo, los estudiantes con percepción espacial dominante corren riesgos en la escuela y se encuentran en desventaja. A pesar de que hay muchas imágenes brillantes en los libros de texto para los grados primarios, se pone más énfasis en la memorización mecánica de términos y fechas (inteligencia verbal) o en la comprensión lógica del material (inteligencia logo-matemática). 

Debido a esto, las personas que tienen habilidades espaciales brillantes a veces ni siquiera pueden dominar un plan de estudios básicos. Incluso las pruebas de coeficiente intelectual tienen una puntuación baja en su inteligencia. 

Cómo desarrollar VPI

Los expertos sugieren entrenar la inteligencia espacial en la escuela y, al mismo tiempo, desarrollar habilidades espaciales en casa de forma lúdica. Ideal para esto son los: rompecabezas con imágenes (rompecabezas), bloques constructores. 

Use los nombres de formas geométricas con más frecuencia en el habla. Se ha demostrado que esto mejora la percepción de las formas de los estudiantes y desarrolla el vocabulario necesario en la escuela. Muestre al estudiante figuras inusuales y no estándar. Además del círculo y el triángulo, el alumno también debe conocer formas más complejas: una elipse, un octágono y otras. Es importante prestar atención a sus características y diferencias. 

Juega a juegos especiales. Los alumnos, a partir de los tres años, comprenden la relación entre el mapa y el terreno. Están felices de buscar tesoros ocultos, guiados por los esquemas dibujados, y pintarlos ellos mismos. Los juegos al aire libre que desarrollan la motricidad son indispensables. Y el juego de computadora más simple para la inteligencia visual-espacial es sin duda el Tetris. 

Leer y revisar libros: Incluso los libros con imágenes estáticas ayudan a un estudiante a comprender mejor las relaciones espaciales. Pero los expertos también distinguen libros como Zoom: cuando las imágenes, una tras otra, parecen alejarse del lector, lo que le permite ver más detalles de un objeto.